TRADICIONES Y LEYENDAS CELTAS

Todas las entradas en la categoría TRADICIONES Y LEYENDAS CELTAS

ECLIPSE DE LUNA. (Dia 27 de Julio de 22 a 23,30)

Publicado 25 de julio de 2018 por Cosas de meiga

Eclipse Lunar

Cuando la Tierra se interpone entre el Sol y la Luna, y proyecta, sobre esta ultima, su sombra, se produce lo que llamamos un eclipse.

Durante un tiempo corto apenas unas horas la Luna queda sin ninguna luz en su centro y con una leve penumbra a los bordes.

Y ese es un momento mágico.

Las dos fuerzas más poderosas del universo astrológico, inciden sobre la tierra, desplegando una energía poderosísima.

Como siempre, para aprovechar estos momentos especiales y dirigir esas fuerza hacia los objetivos que deseamos, a través de nuestras peticiones, usaremos los símbolos.

Necesitas:

Un vela dorada o naranja, para simbolizar al Sol.
Una vela plateada, o blanca, para simbolizar a la Luna.
Un pequeño vasito de cristal con sal como símbolo de la tierra y un papel cortado en forma cuadrada, para escribir la petición.
Has de colocar esos materiales simbolizando el eclipse.

La vela dorada a un lado, la plateada al otro y en el medio el vaso con la sal y la petición.

El papel ha de ser cuadrado porque tiene que doblarse primero en dos veces hasta hacer un cuadrado más pequeño y volver a doblar este en forma triangular, para clavarlo, literalmente, en la sal, tal y como puedes ver en la imagen.

PRENDE LA VELA PLATEADA Y HAZ LA EVOCACIÓN DE ARIADNA LA DIOSA DE LA LUNA

“En esta hora invocamos el gran poder de Ariadna, reina de la noche, dueña de todos los destinos, viajera del cielo, señora de las mareas.

PRENDE LA VELA DORADA Y HAZ LA EVOCACIÓN DE DANA LA DIOSA DEL SOL

“En esta hora invocamos el gran poder de Dana reina de los días, y dueña de todos los destinos, viajera del cielo, protectora y madre de nuestra estirpe.”

Añade

“Os confió mi petición, con la seguridad y la confianza de que, si no contradice vuestra ley, me será concedida”

Deja que las velas se consuman por completo, pero antes de que se terminen, ponlas muy juntas, que sus llamas se acerquen y quema en ellas la petición.

Los restos del ritual los desechas.

Mi deseo, desde lo mas profundo de mi corazón, es que estas dos deidades escuchen las peticiones de todos vosotros y os ayuden a conseguir las metas deseadas.

Que así sea
Que así sea
Que así sea

Anuncios

LA RUDA, LA PLANTA MAGICA PARA LIMPIAR NUESTRAS CASAS EN LA LUNA MENGUANTE

Publicado 5 de julio de 2018 por Cosas de meiga

MINOLTA DIGITAL CAMERALa ruda es una de las plantas más poderosas que existen en la Magia.
Está asociada con el planeta Saturno, con el color marrón, con el humo y con la diosa Epona la diosa que nos protege, aunque en muchos rituales de la diosa Morrigan también esta presente.
Aprendí desde muy pequeña como se utiliza para vencer a los enemigos, rechazar los daños y entidades maléficas y bendecir los lugares.
Mi abuela con una pequeña rama de ruda, humedecida con agua salada, o agua de mar, salpicaba las esquinas de todos los espacios que necesitaban proteger.
Tenían un cuidado extremo cuando plantaba algún esqueje en sus macetas. Buscaban la Luna precisa, el día exacto y elegían un momento en el que su estado de ánimo fuera elevado ya que, de ella, de cómo enraizara o creciera dependían muchos de los acontecimientos futuros.

Si la planta de la ruda se mustiaba y moría, ese era uno de los peores augurios.

La manera más sencilla de utilizarla en la magia es quemando sus hojas secas en pequeñas hogueras.
Como en el ritual que voy a explicarte, que es muy eficaz contra el mal de ojo, la envidia, los hechizos negativos y los espíritus maléficos
Durante la Luna Menguante, alumbrada con una vela blanca o marrón, se queman hojas de ruda, en un recipiente de barro. rociadas de un poco de alcohol.
Puedes azuzar la pequeña hoguera con algún cuchillo que dejes ya para estos trabajos-
Cuando el fuego este alto cubre el recipiente con alguna tapadera, para ahogarlo y destápalo inmediatamente. El humo que desprende esa pequeña hoguera es lo que de verdad elimina todo lo negativo.
Al empezar a expandirse el humo debes decir el conjuro siguiente.

“Allí donde hay peligro tus pones la defensa
La bondad se alarga. Lo malo se anula.
La maldad desaparece bajo el mandato de mi Diosa Morrigan
Este humo bendecido por ti arrastrara consigo fuera de mi entorno,
de mí y de mi vida la maldad de mis enemigos
tanto visibles como invisible.”

Te cuento que hoy comenzamos la primera luna menguante del verano y tienes siete días para hacer este ritual.
El sábado o el martes son los mejores días para limpiar tu entorno con esa planta tan especial.

 

SOLSTICIO DE VERANO, LA NOCHE DEL FUEGO

Publicado 22 de junio de 2018 por Cosas de meiga

(Fiesta celta de Litha)

En la cultura Celta, las hogueras encendidas, son el símbolo de la Diosa Dana, la diosa del Sol, de la Fuerza, de la Vida y del Éxito.

Tienen, como fin, invocar a esa importante deidad y solicitar su ayuda para conseguir un doble propósito, protegernos de las agresiones de nuestros enemigos, y atraer la suerte, la salud y la prosperidad.

Los rituales de esa noche giran, por lo tanto, alrededor del Fuego y son muy amplios. En ellos se combina la influencia de la Diosa del Sol, que es sin duda la protagonista del Solsticio, con la de la Diosa de la Luna y otras deidades. Como la diosa del Agua o la de la Tierra.

Pero si no puedes hacer rituales completos, para celebrar esta fiesta y quieres unirte a ella, debes encender en algún rincón de tu casa una lumbre pequeña con un puñado de hierbas de la diosa, humedecidas con alcohol.

Por ejemplo, unas hojas de laurel, que son fáciles de conseguir, son un buen recurso y para completar, aunque no es imprescindible, es bueno echar una pizca de incienso al fuego.

Cuando la hoguera este bien prendida has de dirigirte a Dana con estas palabras

“Te invoco, Dana, mi Diosa del Fuego, para que me protejas, a mí a los míos de todo mal”

Pero tal vez la tradición más interesante y la que yo no me salto nunca, es la de colocar a la intemperie las hierbas sagradas, en un recipiente con agua, para que la familia se lave a la mañana siguiente con ellas, limpiándose así de todo lo malo y abriendo los caminos para el éxito y la buena fortuna.

Te recuerdo que dentro de las muchas plantas que puedes usar para este fin, las más importantes son el romero, la albahaca y la hierba buena.

No dejes pasar la ocasión de integrarte, una vez más, en nuestro universo, en el universo de la magia Celta.

¡!Feliz fiesta de Litha para los que me acompañáis en este espacio!!
¡!Feliz solsticio de verano para todos!!

EL ROBLE, EL ARBOL DE LOS DESEOS

Publicado 25 de mayo de 2018 por Cosas de meiga

Si tuviera que elegir un árbol de todos los que forman el conjunto de mi templo, que es el bosque, ese árbol sería el roble.

La historia asegura que, en Galicia, a pie de ese árbol se hacían las asambleas y reuniones de los nobles y que bajo sus ramas se impartía la justicia y se promulgaban las leyes y los decretos.

Se dice que los Druidas preferían su sombra para realizar bajo ella sus rituales y por eso, además de otros significados, el roble se ha convertido en el árbol de la libertad, la justicia y el equilibro.

Y la leyenda, siempre más allá de la historia, cuenta que dentro de cada roble habita una Moura.

Las Mouras, en mi tierra, son muy conocidas.
Creemos que son seres benéficos y protectores sobre todo para los niños.

Entidades mágicas con forma humana, hermosas y perfectas que tienen su habitat dentro de algunos árboles.

Cuentan que transitan por los senderos de los bosques, deteniéndose junto a las aguas de los ríos y de las pozas, para contemplar su propia belleza.

Dicen también que ellas tienen la facultad de devolver la salud a quien abraza su tronco sabiendo que está abrazando a una Moura, a una deidad que reparte energía y fuerza.

Pero lo más importante de todo es conocer el viejo secreto de las Mouras de los robles.

De todos es sabido que el roble tiene una serie de huecos en su corteza, en su tronco y me contaron cuando era muy niña, que si introduces en uno de ellos una petición escrita de algo importante que necesites, la Moura que lo habita, hará todo lo posible por que se te conceda.

Yo adoro a ese árbol.

En él, bajo su amparo, hemos realizado muchos rituales y hemos conseguido grandes logros, sobre todo, cuando le hemos confiado a la Moura la salud y la protección de algún niño.

Busca en tu paisaje algún roble y visítalo con frecuencia.

Pidiendo permiso para hacerlo a la entidad mágica que lo habita, corta una ramita del roble y si hay niños o personas débiles en la casa ponla en su habitación, les dará protección y fuerza.

A las Mouras, como a todas las criaturas del bosque, les encanta colaborar en el bienestar de los seres humanos.

(La ilustración es de Susan Schroder)

El Roble en los Bosques Celtas

SIMBOLO CELTA DEL AMOR: NUDO ETERNO

Publicado 21 de enero de 2018 por Cosas de meiga

colgante-deva
Este es el símbolo de Deva, la diosa celta del amor.
Está formado por un conjunto de líneas cruzadas que, en esencia, representan lo eterno, lo que nunca tendrá fin y que desde hace mas de 2.000 años ha venido representado la unión de la pareja, el sello y la firma de su compromiso,
Amar siempre y para siempre. El nudo que nunca se deshace, la unión sin fin.
Simboliza, en la cultura celta, la comunión de las almas de los enamorados más allá del tiempo y del espacio.
Y se dice que ayuda, a quienes confían en el y en la diosa que representa, a encontrar el amor verdadero, o a conservar el amor, si tienes la suerte de haberlo encontrado.

26996886_1966648200017569_1266385509_n
En las bodas celtas, los anillos de unión tienen la forma del nudo eterno.
Se considera que esa lianza colocada en los dedos anulares de los novios es un amuleto de protección que ha de conseguir que, la relación de esa pareja sobreviva a todos los avatares y dure para siempre

La tradición dice que el nudo perenne, si lo llevas contigo, no importa de que manera,  evita que el amor sufra los desgastes del tiempo.
Doy fe de ello…

 

 

EL BAÑO CELTA DEL SOLSTICIO DE INVIERNO

Publicado 22 de diciembre de 2017 por Cosas de meiga

Las mujeres Celtas al anochecer de alguno de los días del Solsticio, cubrían sus cuerpos de hojas, ramas y flores de invierno, buscaban un remanso de algún río, o un lugar de aguas quietas y se bañaban en él.

Cuenta la leyenda que el hielo se derretía y las aguas se templaban en lugar donde ellas cumplían con ese rito.

Lentamente iban despojándose de las ramas y las flores como de un vestido indeseado, simbolizando en ese gesto el desprendimiento de todo lo malo, la renovación de su fuerza y el afianzamiento de sus poderes.

Cuando finalizaban, al salir, se envolvían en los lienzos blancos que es el color de las ceremonias druidas.

Hace años, las nuevas generaciones hemos recuperado esa tradición, pero dentro de las mismas casas, adaptándola a los nuevos tiempos.

Este es el ritual celta del baño del solsticio de invierno…

Puedes hacerlo un día cualquiera de este inicio de otoño, hasta que termine este mes, así que muchas personas lo guardan para el último día del año, el 31 de diciembre.

Necesitas una prenda vieja de la que te quieras desprender.
Una nueva que no hayas estrenado aún, de color blanco si es posible.
Pétalos de flores.
Sal gruesa.
Una vela blanca.

En los tiempos en los que el agua es un bien escaso hemos de tenerlo en cuenta, así que no hace falta llenar la bañera, basta con poner el agua suficiente que nos permita mojar, ayudándonos con las manos, todo el cuerpo.

Echa un puñado de sal y los pétalos de flores al agua.

Vístete con la prenda vieja, coloca a mano, la prenda nueva.

Prende la vela blanca, de manera que la tengas frente a los ojos cuando estés dentro del agua.

Quítate muy despacio la prenda vieja y visualiza mientras lo haces como si estuvieras desprendiéndote de una piel oscura, sucia. Con ese gesto dejas fuera todo la que ha estado agobiando tu año. Tírala con fuerza al suelo.

Métete en el agua y sigue imaginando situaciones que quieras vivir, secuencias, conversaciones, paisajes. Es bueno que antes hayas buscado ya aquellas cosas que quieres pensar.

Cuando estés relajada, sal de la bañera, sécate con una toalla, si pudiera ser mejor sin estrenar y vístete con la prenda nueva.

Hazlo muy lentamente, como si estuvieras poniendo sobre tu piel, otra piel, luminosa, suave y perfecta.

Retira las hojas de flores y vacía la bañera.

Mira como el agua se va y con ella imagina que se va todo lo malo que había en ti, todo lo que estaba cortando tus caminos y las cosas o las situaciones que frenan de tu vida.

Como hacían las mujeres Celtas. Como ellas, con la misma confianza y la misma fe.

La ilustración es de Ali Kasapoglu.

SOLSTICIO DE INVIERNO, FIESTA CELTA DE YULE

Publicado 21 de diciembre de 2017 por Cosas de meiga

El Solsticio de invierno que comienza el día 21 de Diciembre, a media tarde es, en el calendario Celta, la fiesta de Yule.

Este es el día mas corto del año y la noche mas larga y el momento en el Sol empieza su recuperación después de un largo letargo. Y con él, a través de él, la naturaleza entera inicia con lentitud, pero con firmeza, el camino para alcanzar tres meses más tarde, las formas, los colores y la plenitud que le corresponden.

En la cultura celta la tradición dice que, en los primeros días del invierno, debemos poner en orden nuestros asuntos, nuestras cuentas pendientes, liberando nuestros corazones y nuestras mentes de miedos, rencores, o dudas y que es muy positivo limpiar nuestros espacios para que todo esté en armonía.

Vamos a ir hablando de ello, te iré contando como hacer esa limpieza del cuerpo, de la mente y de los espacios que habitamos.

Hoy únicamente quiero recordarte que, si deseas celebrar la entrada del invierno de manera muy sencilla, basta con prender una vela dorada o amarilla rodeada de algunas ramas de acebo, abeto, o pino.

Hazlo al anochecer del día 21 y cuando la llama de la vela esta fuerte recibe a la nueva estación con estas palabras.

“Es esta la época en que se anuncia el renacimiento,
el corazón, el alma y todos los sentidos se equilibran.
Así como el astro rey inicia su recuperación, esperamos que en nuestras vidas se recupere la alegría, la paz, el amor, la suerte y los bienes esenciales que la naturaleza y las diosas otorgan a sus favorecidos.
Que así sea. Que así sea. Que así sea”

La vela dejala un ratito y luego apagala.
Puedes encenderla después, en otro momento en que lo necesites, diciendo las mismas palabras de este conjuro.

FELIZ FIESTA DE YULE
FELIZ SOLSTICIO DE INVIERNO PARA TODOS.